clashthe - Mimusica2019

Vaya al Contenido
1. "Janie Jones"
2. "Remote Control"
3. "I'm So Bored with the USA"
5. "Hate and War"
6. "What's My Name"
7. "Deny"
8. "London's Burning"
9. "Career Opportunities"
10. "Cheat"
11. "Protex Blue"
12. "Police & Thieves"
13. "48 Hours"
14. "Garageland"

Producido por Mickey Foote

El primero de los Clash, solo con eso debería ser suficiente.
Por si acaso hay algún despistado diré que es uno de los mejores discos punk que se hayan publicado nunca.
Siempre se ha dicho, y es cierto, que los grupos fundadores del punk como los Ramones o los Sex Pistols cuando comenzaron no sabían tocar. Era más importante la actitud a la hora de formar una banda que el saber tocar un instrumento.
Sin embargo en el caso de The Clash, y a pesar de que Paul Simonon tuvo que ponerse a aprender a tocar el bajo, estos sí eran buenos músicos, tanto Joe Strummer como sobre todo Mick Jones.
Lo cual no quiere decir que su actitud no fuera completamente acorde con unos jóvenes que salían directamente del movimiento ocupa del Londres de los setenta, ni que las letras no tengan una carga política brutal, mucho más inteligente y con más base ideológica que los Sex Pistols y por supuesto mucho más que el punk surgido en USA. Una estrofa de una canción de Joe Strummer tenía más mensaje que el que tiene el álbum completo de otro artista. Realmente las sentían tan dentro que cantaban las letras desde el convencimiento.
Tampoco que su calidad como músicos fuera ligeramente superior a la media cambiaba el hecho de que, como procedía, el sonido fuera crudo e inmediato, y que respetaran el dogma de tocar rápido y fuerte canciones que escasamente llegaban a los tres minutos. Directamente del amplificador a tu cerebro.
Arranca desde el inicio como un vendaval, con canciones como "Janie jones", "Remote control", "I'm so bored with the U.S.A.", "White riot" y "Hate & war" que simplemente te pasan por encima, y ya no para hasta el final. Llegado ese momento solo puedes ponerlo otra vez desde el principio e intentar retener algo de toda esa energía.
Al ser su primer disco es el más punk, las inquietudes por explorar otros géneros musicales llegarían más tarde, aunque sí incluyen una canción diferente como es "Police & thieves", también la única versión de una canción ajena incluida en el álbum.
Un disco con una fuerza y una frescura que no tiene precio. Un disco que no te da respiro.
Un clásico imprescindible.
Regreso al contenido